Coyhaique.- Ante el nuevo retraso y las complicaciones que han afectado la construcción del proyecto habitacional del Comité San Luis Guanella, quienes llevan más de once años esperando por cumplir el sueño de la casa propia, el diputado Miguel Ángel Calisto le envió un oficio al Ministro de Vivienda, Felipe Ward, donde le solicita que se considere la entrega de forma directa un subsidio de arriendo a los socios de este comité.   

Según el legislador, “tuvimos una reunión con los socios del Comité San Luis Guanella y de verdad hay mucha desesperanza por los constantes atrasos y problemas que han tenido para sacar adelante su proyecto. Ellos estuvieron años trabajando con la EGIS municipal y debido a una serie de errores y demoras, tuvieron que cambiar a la EGIS de Serviu”.

“Llevan mucho tiempo esperando, más de once años, a pesar de ser el proyecto habitacional más avanzado en Coyhaique, con terreno comprado y subsidios entregados. En estos momentos la empresa dejó las obras abandonadas, por lo que se genera un problema grave respecto de las esperanzas y proyecciones de los socios”, afirmó.

Calisto agregó que vamos a poner toda la energía para poder resolver esto lo antes posible.  Hoy en la reunión también estuvieron presentes el Director de Serviu y el Seremi, donde le exigimos respuestas, plazos y fechas de cuándo se va a retomar esta construcción. Ellos han informado que será un trato directo, nosotros esperamos que esto se haga a la brevedad para no seguir demorando el proyecto”

“Además, se trata de un comité compuesto principalmente por adultos mayores. Hay gente socios que han fallecido esperando cumplir el sueño de la casa propia y hay otro socio que está en la UCI. Por eso le estamos pidiendo al Ministro de Vivienda un Subsidio de arriendo que sea directo, sin requisitos, entendiendo la situación que están viviendo estas 39 familias”, afirmó el diputado.

Por su parte, Paola Marín, quien es parte de la directiva del Comité San Luis Guanella, aseguró que “nosotros llevamos once años esperando. Nunca pensamos pasar por esta situación tan negativa, que se rían de nosotros. Tenemos personas con discapacidad y adultos mayores, hay un socio en la UCI, y aun así se siguen riendo de nosotros”.

“Para nosotros es muy preocupante, no encuentro la palabra para expresar toda la molestia que uno tiene. Siempre nos dicen que va todo bien, y el día viernes pasado nos informan que pararon la obra, que la constructora no va a seguir, que hay que volver a licitar, que el terreno no está apto para las 39 familias que somos. Es penoso para nosotros, es frustrar nuestros sueños como familias, se ríen en nuestras caras”, indicó la dirigente.

Finalmente, y con respecto a la solicitud que está haciendo el diputado Calisto para que puedan acceder a subsidios de arriendo, Paola Marín señaló que “le agradezco mucho al diputado, él siempre nos ha contestado, siempre nos ha apoyado. Si resulta serviría para economizar un poco, que nos serviría de apoyo para los gastos transitorios. Estamos pasando por una época muy complicada y hay muchos socios que se han visto afectados económicamente”.